El tractor del futuro: Recolector de datos y conectado al mundo que le rodea

En las ediciones digitales de Tractor of the Year (TOTY) se está ‘diseñando’ el tractor del futuro, el que ganará el galardón europeo. Dejará de ser un vehículo para transformarse en una incubadora de datos conectada al mundo. Un compañero de trabajo cómodo y seguro y que, muy pronto, podrá trabajar de manera autónoma. ¿Y los neumáticos? Cada vez más conectados al vehículo.

BKT es patrocinador del premio Tractor of the Year (TOTY) del que AgroTécnica es el jurado español.

Un jurado, por supuesto, se dedica a juzgar, pero también evalúa y analiza. Esta es la labor acometida por los 26 periodistas expertos en mecanización agrícola, entre los que se encuentra AgroTécnica como único jurado español, y que tendrán que adjudicar el premio Tractor of the Year (TOTY) al mejor tractor europeo.

Todos los detalles y las innovaciones proporcionados por los principales fabricantes europeos están siendo objeto de estudio y el análisis del jurado está elaborando el retrato robot del tractor perfecto: un vehículo que, dadas sus características, podría imaginarse como algo lejano, pero que, por el contrario, muchos fabricantes han convertido ya en una realidad.

Conectividad de datos y digitalización

La conectividad significa la posibilidad de transferir grandes cantidades de datos rápidamente y de una manera normalizada; un mejor control de los datos significará un mejor resultado y, por supuesto, una mayor eficiencia. En la actualidad, gracias al crecimiento de las tecnologías digitales, tenemos acceso a datos que aúnan los factores ambientales y climáticos, así como los relacionados con el terreno. Esto les permite a los agricultores tomar medidas específicas, impulsando la efectividad de los procesos y respetando los plazos establecidos. Los sistemas informáticos instalados en las máquinas sobre el terreno devuelven datos con los que se puede rastrear y certificar el producto desde el campo hasta la industria de procesamiento.

La conectividad supondrá un valioso apoyo también para la gestión técnica de las máquinas, previendo por ejemplo su desgaste y, así, planificando el mantenimiento necesario: todo un proceso de ahorro de costes.

Seguridad

También hay un enfoque en la seguridad, así como en el confort del conductor, a través de detalles que resultan esenciales para las personas que trabajan en entornos difíciles. Esta información está conectada a un cartografiado digital del entorno, el clima y el tipo de terreno. Datos a los que la máquina perfecta tendrá que ser capaz de ofrecer una respuesta en tiempo real, a fin de proteger el bienestar del conductor.

De esta manera, una simple tormenta veraniega imprevista se podrá anticipar gracias a la conexión directa vía satélite con la cabina para, en consecuencia, modificar el programa de trabajo. Al igual que los cambios de tiempo, la transformación digital nos revelará otros datos útiles, como la necesidad de cambiar la presión de los neumáticos, por ejemplo, para adaptarse a la perfección a los cambios de terreno. Finalmente, toda la información necesaria deberá estar disponible dentro de la cabina, para mantenerlo todo bajo control y facilitar al máximo su uso.

Sostenibilidad

Al paso que dicta el cambio climático, entre las nuevas generaciones de tractores podemos encontrar vehículos eléctricos y tractores alimentados con fuentes de energía alternativas, como la solar o el hidrógeno.

Los agricultores deberán prestar mucha atención a los costes totales para gestionar su rentabilidad, en términos de eficiencia, consumo e impacto medioambiental. Todas las fases que, si se controlan mediante la tecnología, se pueden planificar y, así, ofrecer una mejor perspectiva en términos de sostenibilidad general.

Conducción autónoma

Los tractores no solo estarán conectados para transferir datos, sino que también intercambiarán información con consolas remotas para poder funcionar de manera autónoma. La inteligencia artificial recogerá datos agrónomos de los sensores ubicados directamente sobre el terreno, por ejemplo, y los tractores incluso podrán llegar a prescindir de las cabinas, puesto que no habrá conductor. La siguiente innovación que veremos serán los motores que alternarán sistemas híbridos y eléctricos y los tractores semiautomáticos, que se podrán controlar incluso desde un teléfono móvil. El tractor autónomo, por cierto, estará disponible en el mercado antes que cualquier otro vehículo convencional.

¿Y los neumáticos?

En este escenario, la industria de los neumáticos está operando con una gran flexibilidad, gracias a su investigación, puesto que el neumático es uno de los componentes fundamentales para el rendimiento de un vehículo, en términos globales de sostenibilidad medioambiental y económica.

La interacción entre los neumáticos y las máquinas es por lo tanto un aspecto esencial: un ejemplo de integración para las nuevas generaciones de vehículos de trabajo son los sensores montados en el neumático, que pueden comunicarle al vehículo el desgaste de la banda de rodadura o la compactación del suelo, a fin de modificar la presión de inflado y evitar su desgaste.

Gracias a su plena voluntad de diálogo con sus usuarios finales y los propios fabricantes de los vehículos, BKT está ahora afrontando el cambio con la garantía que le brinda su propia experiencia, pero también con una actitud abierta a la innovación, y está comprometida con encontrar las mejores soluciones de una manera proactiva.

Para BKT, ser el patrocinador de un evento como TOTY, en el que se dan cita las ideas más brillantes del sector de la mecanización agrícola, es sin duda la experiencia más enriquecedora de 2020.

Clic aquí

AGCO Fendt

Las tecnologías de AGCO triunfan en los Premios a la Innovación AE50

AGCO ha obtenido ocho de los premios AE50 que concede anualmente la Sociedad Americana de …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.